sábado, 8 de septiembre de 2012


MEL

Capítulo 06 - ¡Tiempo!


En ese mismo momento... :

- Es...es...está...está él.
- ¿Quién?
- Marco, mi ex.
- Vámonos anda.
- Va...vale.
Montamos en el coche, sigo confundida, estaba con otra, no, él me quiere...Me quería, ya no. Sollozo, me da rabia.
- ¿Vamos a otra heladería?
- No, prefiero irme a casa.
- Como la princesita quiera.
Me hace reir.
Ya estamos.
Me despido, algo fría, no quiero hablar.
- Te llamo mañana, si quieres.
- Si no te importa, mejor no me llames. Tengo que asimilar esto y necesito estar sola. De todas formas, gracias.
Entro en casa.
Él se aleja en su coche.
Quiero dormir, ha sido un día duro, mucho.

Un mes más tarde, un día de finales de Julio, en un lugar en el centro de la ciudad... :

Estoy sobre la cama, no puedo dormir.
Enciendo mi portátil rosa y entro en Word. Pongo algo de música, bajito, para no despertar a nadie.
Son las tres de la mañana.
Empiezo a escribir en Word :
Eres como un cigarro para un fumador. Como ese último sorbo de ginebra para un alcohólico. Como un chute para el drogadicto. Eres pura adicción. eres como esas mañanas de sol en invierno, como esos soplos de viento en verano. Eres el placer de tocar el suelo con los pies descalzos o el lado más frío de la cama en verano. Eres todo lo bueno y todo lo malo. Eres todo lo que me hace bien, y a la vez mal. Eres lo que quiero y lo que no quiero. Muchas veces te conviertes en algo más que eso. te conviertes en pura adicción. Algo más, algo más fuerte, ajeno a los sentidos. Eres todo lo que me hace desvariar. Eres todo lo que quiero. Pero hay un problema, esta él. Él con su sonrisa y su locura. Es completamente diferente. Me descoloca. Él es una completa adicción, diferente a la tuya. Tú me tratas como una auténtica princesa. Él me hace vivir nuevas experiencias y junto a él es imposible aburrirse. Estoy muy indecisa y se que no me merezco a ninguno de los dos, por no haber dado señales de vida en un mes, necesitaba ¡TIEMPO!. Ahora, ya os puedo conocer a los dos y decidirme. Sois mi droga, mi adicción.
Termina de escribir, y lo publica en su blog : http://donotdreamyourlifeliveyourdream.blogspot.com.es/ .
Apago el portátil y me meto en la cama. Por la mañana llamaré a Jayden y a ver si encuentro a César.
Con esos pensamientos se duerme.

Al día siguiente... :

Hace unas horas que se ha levantado, se ha aseado, ha desayunado y se ha vestido, unos shorts vaqueros, con una básica naraja fosforita, sus Victorias fosforitas, y se ha dejado el pelo suelto.

Cojo mi Blackberry rosa y busco en la agenda el número de Jayden. Nada de mensajes, quiere oír su voz.
- Hola
- Hola Jayden
- Ah, hola, al fin das señales de vida...- dice él con tono irónico
Enrojece.
- Es que...
- Venga Mel, no necesito excusas.
- Vale...bueno, había pensado en que podíamos dar una vuelta por la ciudad.
- ¿Aún sigue en pie?
Noto como me sube la sangre a las mejillas y me ruborizo.
- Claro
- ¿te parece bien si te paso a buscar dentro de una hora?
- Perfecto, te espero.
- Vale, adiós un beso.
Cuelgo. Me maquillo ligeramente.
Reviso las redes sociales para ver si tengo alguna novedad.
Diana y Elena están conectadas.
Aparece en la pantalla de mi portátil un "HOLA" en mayúsculas de Diana en el chat del grupo. Ella siempre tan eufórica.
- Hola enana 
- stais libres esta tarde chicas?
- Yo si, Alex tiene hoy academia - dice la pelirroja
- Yo tb, he quedado con jayden dentro de 1/2 h, pero esta tarde estoy libre.
- k! - exclama la mayor de las amigas
- lo k oies. bueno Diana k kieres hacer esta tarde?
- Eso...
- Pues, voy ha hacer una fiesta de pijamas.
- guay, quien va? - pregunta mi pelirroja
- pues vosotras, val y caro. si quereis invitar a alguien + me lo decis.
Recibo un Whatsapp de Jayden:
Hola preciosa, ¿podríamos quedar dentro de 5 minutos? Te lo explico luego.
Contesto:
Claro guapo. Un beso.
Vuelvo al portátil.
- Adios chicas, me voy, que se ha adelantado la cita. Besos. os quiero.
- xao princesa
- te quiero rubia
Apago mi portátil rosa. Cojo mi Blackberry rosa y 100 dólares.
- Adiós mamá
- Adiós pequeña, ¿vienes a comer?
- Si
Le doy un beso y salgo a la calle. Enfrente de mi casa veo aparcado el Audi A4 plateado.
Me acerco al coche y veo a Jayden y a una chica castaña, con ojos color miel, de mi edad.

2 comentarios:

  1. Tienes un premio en mi blog dificilresistirse.blogspot.com

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. gracias preciosa, ahora mismo me paso.
      un beso enorme.

      Eliminar